Equipo

Maite, en el estudio Mandalablue Yoga en Indonesia, en la parte frontal de Blue Marine Dive, frente a la playa. Gili Air.

Maite, en el estudio Mandalablue Yoga en Indonesia, en la parte frontal de Blue Marine Dive, frente a la playa. Gili Air.

 

Maite

Fundadora de Mandalablue Yoga en Gili Air (Indonesia) en 2014, esta española con raíces colombianas decide compartir su experiencia en España en verano de 2017, en uno de sus lugares preferidos en el planeta: Tarifa (Cádiz).

Su pasión es estar junto al mar y dentro de él. El buceo, el freedive, la natación, la danza y, como no, el yoga... Todos ellos son para ella distintas versiones de lo mismo. Y es lo que transmite en sus clases.

Titulada como Experienced Yoga Teacher 500hrs Yoga Alliance y YACEP en Vinyasa Flow, Yin Yoga, Hatha Tantra Tradicional y Yoga aéreo (FlyHighYoga), yoga y medicina tradicional china y Mindfulness meditation. Maite ha tenido la suerte de reunir más de 1000 horas certificadas de estudios con profesores de la talla de Mark Stephens, Sarah Powers, Tina Nance, The Scool of Sacred Arts , Mark Whitwell, Simon Borg-Olivier, entre otros... Y cuenta con más de 3000 horas de clase instruyendo a alumnos y futuros profesores.

Apasionada de la meditación, en sus clases invita a acallar la mente a través de la coreografía del cuerpo y la respiración. Formada en Berlín, Hamburgo, Indonesia e India, su pasión por el trabajo es contribuir al conocimiento del verdadero ser a través de la práctica: "el cuerpo es el canal. A través de la práctica del asana y de la respiración dirigida movemos la energía para conectar con "algo" mucho más elevado que es lo que realmente somos". 

Maite Méndez organiza workshops grupales y privados de Yin Yoga basado en la Medicina Tradicional China, talleres y formaciones de yoga aéreo y tantra tradicional, así como y retiros de yoga y meditación a lo largo del año en Indonesia y desde 2019 también en España!

MAITE_MENDEZ_YOGA_ALLIANCE.jpg

public.jpeg

Anaïs

Profesora de Vinyasa Ashtanga yoga.

Todo empezó en 2011 cuando una amiga suya le invitó acompañarla a una clase de yoga en el parque del Retiro, en Madrid.

Así descubrió el yoga y despertó en ella la necesidad de estirar todo su cuerpo. En esta época estaba muy centrada en el running. Luego, poco a poco se dio cuenta que el yoga no solo le permitía de flexibilizarse físicamente, que había algo más que estaba cambiando en ella.

Lo que le transmitía el profesor le llamo la atención y empezó a leer, buscar más información sobre el Mundo del yoga, su filosofía, su historia, sus orígenes....

Su práctica de yoga comenzó a ser más constante y se centró en el Ashtanga.

Su profundo interés por este yoga y el apoyo de su profesora le animaron para ir en la escuela Mysore Mandala Yogashala, en la India, para formarse como profesora de Ashtanga (primera serie).

Descubrió su _dharma_ (el tipo de vida que quería vivir y su porqué) y a su vuelta empezó a dar clases en Tarifa y una nueva vida!

Para ella, desde entonces cada práctica de yoga es un aprendizaje, por lo que puede sentir consigo misma, por los maravillosos encuentros con sus alumnos u otros profesores, por el universo infinito que es el Yoga.

Ahora enseña el Ashtanga Vinyasa yoga, una práctica exigente y dinámica que le encanta por la diversidad y la libertad que le permite en la elaboración de sus clases.

Certificada por la Yoga Alliance RCYT200, realizó numerosas Masterclass yoga (Ashtanga, Vinyasa, Rocket, Jivamukti) y l practicó en diferentes países (India, Bali, Costa Rica y Francia) para profundizar sus conocimientos y enriquecer sus clases.

_“Una profesora de yoga sigue siendo siempre una alumna!”_

Durante la temporada de invierno, da clases a los instructores de esquí en Baqueira, pero cada verano vuelve a enseñar en Tarifa.


public.jpeg

Lourdes

„Trabajo el cuerpo a través de la danza , la música y el movimiento improvisado desde hace más de 10 años. Cuando comienzo a practicar yoga, me doy cuenta de la cercanía y similitud que siento entre la danza y el yoga, entre los estiramientos y los movimientos de danza con respecto al streching y asanas del yoga, entre la disciplina que ambas conllevan y el respeto por uno mismo y por los demás.
La práctica del yoga me ha servido para profundizar aún más en la conciencia corporal y mental como ser individual y el aprendizaje y la transformación del individuo como ser social“.

Lourdes Tello es natural de Algeciras (Cádiz) licenciada en Pedagogía por la universidad de Granada y Técnico Superior en Integración social . Además es titulada en danza contemporánea por el Conservatorio Profesional “Reina Sofía “ de Granada. Continua sus estudios de danza realizando un Máster en Girona e investigando a cerca del movimiento que ofrece la compañía Zappalá en Catania( Sicilia).
Años más tarde cursa dos años de estudios en el Conservatorio Superior de danza “María de Ávila “ en Madrid. Es en Madrid donde forma parte del elenco del colectivo “Tejido conectivo” y participa en varios festivales de danza en la calle y en los teatros del canal de Madrid.
Simultánea sus estudios, trabajando en varias academias de danza con niños y adultos.
Su afán por investigar y seguir aprendiendo la búsqueda del movimiento y el desarrollo corporal en otras técnicas, artes y disciplinas la llevan a asistir a una práctica de yoga y es cuando se da cuenta la unión entre la danza y el yoga. El trabajo de equilibrios, flexibilidad y elasticidad, coordinación, concentración y la constancia hacen que se enganche al yoga. Por ello, decide hacer la formación de Yoga para Niños en Zentro Urban Yoga Madrid y la de Instructor de Asthanga Yoga y Yoga progresivo avalado por el Instituto Europeo de Yoga.


Miguel_del_Pino_Mandalablueyoga_03.png

miguel

Con base en Algeciras, Miguel del Pino (maestro de Vinyasa Flow, Hatha y Acro Yoga) colabora como profesor con Maite en Mandalablue Yoga.

De él mismo y de su práctica Miguel comenta lo siguiente: “Apasionado por el movimiento corporal, inicié mi práctica de Yoga con el objetivo de explorar la conexión con mi cuerpo, aprender a comunicarme con él y a expresar mi creatividad a través del movimiento. Experimentando, en paralelo, otras disciplinas, como la gimnasia, acrobacia y calistenia e integrándolas en mi práctica.
Actualmente, mi práctica y metodología, es el resultado de la fusión e integración de estas disciplinas con una notable influencia de diferentes estilos de Yoga, como el Ashtanga, Vinyasa Flow, Power Yoga, Iyengar e incluso Yin Yoga.
Prestando especial atención a la precisión anatómica y a la elaboración de progresiones para alcanzar posturas y movimientos corporales que requieren de un trabajo más específico.
Todo esto, sin olvidar el verdadero propósito e intención de una práctica de Yoga.”


IMG_6129.jpg

Sandra

Sandra Benegas es la segunda cabeza pensante de Mandalablue en España (muchas veces la primera o la única… 😉) .

Sin la ayuda de esta mujer tan especial, muchos de los avances que vamos dando en Mandalablue Yoga no serían posibles. Trabajando “desde la sombra”, Sandra – madre, yogini y mujer excepcional – se ocupa de toda la parte de organización de cursos en el territorio español y colindante, de la parte financiera y de la proyección de Mandalablue. Sandra es el resorte que está anclado en el suelo y cuya fuerza te impulse hacia el cielo.

Sin ella los pasos de gigante que se dan serían impensables. En definitiva, es una pieza esencial en toda la dinámica logística de Mandalablue en España. Y esperemos que pronto podamos disfrutar de sus clases…

Sandra se inició en el Ashtanga, pero a medida que avanza en su práctica se va transformando en mayor fan de las enseñanzas profundas del hatha yoga tradicional, más estático y pausado. Es una aprendiz feroz, una yogini inquieta que desde que se inició disfruta cada segundo que puede de practicar y estudiar. Y de colaborar para que el Yoga se implante de manera exitosa e inspiradora en el corazón de cada una de las personas que entran en contacto con él.